:::: MENU ::::

Estufas de pellets

Una estufa de pellets sirve para calentar la estancia de la casa u oficina donde se sitúa, como complemento ideal para nuestro sistema de calefacción existente. Sobre todo para esas estancias que necesitan ser calentadas rápidamente y sin mucho gasto, después de pasarnos todo el día fuera de casa. Simplemente requiere tener acceso a una salida de humos. La instalación es sencilla en pequeños consumos (viviendas unifamiliares, residenciales u oficinas).

Funcionamiento

Las estufas de pellets tienen un funcionamiento totalmente automático, con programador horario y termostato ambiente, es decir, con automatización de las funciones de encendido y apagado. Dependiendo de la capacidad del depósito y del sistema, se deberá cargar más o menos frecuentemente la estufa con los pellets. Su diseño confiere confort al salón un ambiente agradable y acogedor.

Mantenimiento

La principal tarea para el mantenimiento de una estufa de pellets consiste en su limpieza, ya que no tiene piezas de desgaste. La combustión de los pellets es bastante limpia. En cambio, si usas otro combustible, como por ejemplo, los huesos de aceitunas la máquina se te ensucia mucho más. Si le echas pellets será suficiente con limpiar la máquina al final de la temporada, quiere decir una vez al año. Algunas máquinas suelen tener un contador de horas de trabajo que te avisa para que procedas a su limpieza. En general, una limpieza anual, o en caso de uso intensivo, dos limpiezas por año serán suficientes.

Seguridad

En términos de seguridad y peligro de incendio las estufas de pellets se portan igual que una chimenea de leña cerrada (un casset de leña), con la única diferencia que las estufas de biomasa trabajan automáticamente. El combustible, los pellets, son difícilmente inflamables y no explotan, a diferencia del gasoil y del gas.

Estufas de pellets canalizadas

Hay que tener en cuenta que las estufas de pellets son calefactores ventilados, es decir, calientan mediante su ventilación. A diferencia de las estufas de leña, estos equipos no aportan mucho calor a través de su chasis. La mayoría de las estufas de pellets echan un chorro de aire caliente por su parte frontal. También hay estufas que cuentan con una o dos salidas para conducir el aire a través de conductos a otras habitaciones.

Uso de cookies

Este sitio web utiliza cookies para que usted tenga la mejor experiencia de usuario. Si continúa navegando está dando su consentimiento para la aceptación de las mencionadas cookies y la aceptación de nuestra política de cookies, pinche el enlace para mayor información.más información

Top